Los desafíos del Mobile Commerce en Chile

Nuestro país lidera la región respecto al mobile commerce, sin embargo se encuentra por debajo del estándar internacional de los países OCDE.

Un estudio realizado por Fundación País Digital con el apoyo de Transbank y la Cámara de Comercio de Santiago (CCS), el cual aborda el uso de la telefonía móvil en América Latina para adquirir productos y/o servicios. Según cifras de la consultora Criteoque, en la región esta tendencia de compra crece a una tasa del 37% anual, convirtiéndola en la de mayor crecimiento a nivel mundial.

Desde el año 2003 este comportamiento de compra ha venido avanzando por sobre el promedio de América Latina, donde el mobile commerce presentó una participación del 1% por sobre las ventas de comercio electrónico tradicional, mientras que en 2017 fue de un 17% representado un avance desde los US$ 16 millones del año 2013, a más de US$ 680 millones del año 2017, acumulando más de US$ 220 millones respecto al año 2016.

Estas cifras aumentaron en eventos como el CyberMonday 2017, donde en las primeras 12 horas el 60% de las visitas fueron realizadas a través de móviles, superando ampliamente el 43% alcanzado en el mismo evento del año anterior.

Según datos de la consultora Euromonitor, Chile se ubica en sexto lugar en cuanto a las ventas del retail realizadas a través de dispositivos móviles, antecedido por Guatemala, Uruguay, Argentina, Mexico y Costa Rica.

Desafíos del mobile commerce en Chile

Uno de los desafíos del mobile commerce para las empresas es ofrecer una mejor experiencia de usuario para los compradores en sus plataformas tecnológicas, donde la interacción y comunicación directa no tienen hora, lugar, ni dispositivo único para realizar una acción de compra o venta a través de éstas.

De acuerdo a Pelayo Covarrubias, Presidente de la Fundación País Digital, “con más de la mitad de la población mundial siendo usuaria activo de Internet, ya es una necesidad básica en esta sociedad digital a la que los servicios deben adaptarse. Ésto ha generado un impacto directo en la transformación de los modelos de negocios de las empresas, debido a la demanda de los consumidores, que desde cualquier dispositivo pueden realizar un pago o compra online, en cualquier momento y lugar”.

De acuerdo a este Estado del Arte del Mobile Commerce, a nivel internacional:

– El mobile commerce contribuye en forma relevante al e-commerce (B2C) a nivel global y su tasa de crecimiento está por sobre el crecimiento del e-commerce.

– Tener una App nativa es una estrategia esencial para incrementar la tasa de conversión. En la mayoría de los mercados desarrollados, la conversión de aplicaciones web hacia App o una estrategia de sólo App es una realidad.

– Tener una estrategia de omnicanalidad permite trazabilidad de usuarios y comprender el comportamiento cross-device (la experiencia de compra a través de múltiples dispositivos, navegadores o aplicaciones) de los consumidores. Poseer datos y aplicar analítica de datos en el negocio es una necesidad imperiosa de los negocios.

Dada esta realidad del crecimiento explosivo del mobile commerce en el mundo, se plantean tres grandes desafíos para Chile:

Capital Humano: Se debe potenciar el capital humano local de desarrolladores de Apps para satisfacer las potenciales demandas de los retailers locales.

Ciberseguridad: Comunicar y sensibilizar respecto al comercio electrónico y las mejores prácticas de ciberseguridad de las transacciones y plataformas de comercio, especialmente cuando se realizan a través de móviles.

Transformación Digital de las Pymes: Crear los mecanismos para incorporar a los comercios pequeños al e-commerce y al mobile commerce, que no sólo deben enfrentar el crecimiento explosivo de los grandes retailers locales, sino también competir con el comercio internacional aun cuando no tengan presencia online.

Deja un comentario